dijous, de desembre 15, 2005

Para el pesado de Enrique

Escribo en castellano porque esto tenía que ser un comment en el post de Enrique Dans que lleva por título el MIT es una institución educativa, pero viendo cómo me ha quedado he decidido colgarlo en mi blog.

Pues eso, que es un pesado este Enrique con tanto debate sobre el Laptop de Negroponte y claro al final acabas diciendo "bueno, vale, intentaré participar...".

Bueno yo creo que el debate se alimenta del cuestionamiento de algunos paradigmas, entre ellos el de cómo se genera el conocimiento. Así que pensé, voy a ver si encuentro algún ejemplo de conocimiento generado al margen del sistema actual y que sea generalizable. Pero ahí te encuentras inmediatamente con el problema de los modelos, las interpretaciones y esas cosas. Nada, que no sirve.


Así que vengo aquí y mucho me temo que lo único que puedo ofrecer es mi experiencia personal. La llegada de un hijo te cambia mucho la vida, pero sobretodo por lo que aprendes. Intentas volcarte en él todo lo posible, enseñarle todo lo que buenamente puedes y de pronto, un día te miras a ti misma y te dices, ¿le estoy enseñando yo a él o me está enseñando él a mi? Y así, de la forma más sencilla, te das cuenta de que en determinadas situaciones el conocimiento que se genera no es la suma sino la multiplicación de lo que se aporta.

Para que haya multiplicación, la primera premisa es la bidireccionalidad, algo que no se da en el modelo educativo tradicional (aprovecho para decir que soy una alumna empedernida, que ya lo dice el refrán, que siempre habla quien más tendría que callar...:-)

Para ser sincera tengo que decir que el modelo tradicional no es que me parezca que no sea bueno, que bueno sí lo es. Lo que pasa es que dentro del contexto actual resulta lento, aburrido y anticuado.

Llegados a este punto, voy a llevar a cabo un acto temerario y me aventuraré a pensar que posiblemente sea éste uno de los factores que han llevado al éxito que ha tenido y está teniendo el llamado "coaching" entre las más diversas empresas actuales.

¿Había dicho que no iba a hablar del gadget? Pues eso, que no pienso hablar del cacharro, que estoy hablando de las conexiones. Pero una cosa es que se pueda y otra que se quiera, claro. Así que garantías a priori no se pueden dar, evidentemente. La mejor respuesta, la de Jaime Roca en un post buenísimo, como nos tiene acostumbrados: ¿Y por qué no?.


En los comments del post de Enrique, Andre ha colgado un enlace a unos argumentos publicados por The Guardian. Ha habido algo que me ha dejado atónita, permitid que saque una frase de contexto: "A computer without a printer is very little use indeed". Bien, que personas que escriben este tipo de cosas estén en contra del proyecto ni me preocupa ni me importa. Otra cosa distinta son otros posicionamientos que llevan a Enrique a decir que le "extraña tanto escepticismo".


No, bueno, yo en parte lo puedo entender, porque es que resulta tan fácil, tan fácil, tan fácil quedarse en matrix. Yo no sé qué manía le ha dado a este hombre de querer sacar a la gente. Si es que hay que ver, qué pesado eres, Enrique.



3 comentaris:

JFT ha dit...

Buenas.¡Cómo ha crecido tu blog! Esta impresionante. Me parece que has cogido bien la idea. Las discusiones de Enrique Dans a veces nos sacan de quicio. Pero es parte de la vida de los blogs: la polémica da entradas en los blogs.
Bueno, he entrado en el tuyo sin animo de molestar. Sólo desearte lo mejor para el 2006. Y que sigas dandonos lo mejor de tí en la red.
Cuenta conmigo para lo que necesites.

Carme ha dit...

José ¡Bienvenido! Ni se te ocurra pensar que puedas molestar ¡al contrario!
En cuanto a la dinámica del blogging, parece que como se pierde casi toda la comunicación no verbal (la mayor parte inconsciente) pues cuesta un poco habituarse a hablar sin ella, espero que iré aprendiendo.
Muchas gracias por tu apoyo, feliz 2006 y por cualquier cosa que pueda ayudar, ni lo dudes, cuenta conmigo.

JFT ha dit...

La dinámica verbal. Cierto. Pero nos da tiempo a pensar el tener que escribir. A algunos más que a otros, por supuesto. Me refiero a que ni escribiendo salgo de mis errores. Es más, creo que escriendo hago de martillo para afianzarlos.
Lo que me apasiona del blog es poder comunicar esos pensmientos que no tienen espacio en la dinámica verbal habitual. Quiero decir que mi mujer me apoya incondicionalmente pero me temo que no sabe que esta apoyando. Lo mismo le pasa a mis hermanos. No, espera. Hay uno que me ha dicho que pase de jft a jose tamames. Somos 8 hermanos y tres podemos ser jft: yo, josçe, jesús y juan. Bueno. Sigo. Dejando a un lado a los conservadores de mi familia, mi madre, espero, y mi hermana María, me apoyan ciegamente. Por eso he publicado un blog. Muchos nos echan de la historia de sus vidas por otros lados y yo entro en ellas por este. Creo que soy tan pesado como Dans...
He visto tus comentarios en 1812. Lo siento, NO PODÍA imaginar que alguién pierda su tiempo en comentar mis post. Gracias. Tú generosidad es algo que compartes con los dioses.